Semana 24 de tu bebé

Crecimiento del bebé

A medida que tu niño comienza a volverse más activo, necesitará ropa más cómoda. Opta por tejidos blandos que no le rocen mientras se mueve. La ropa suelta, flexible y transpirable.

Evita la ropa que tenga costuras toscas, botones, etc (que pudieran ser un peligro de asfixia), y cualquier otra cosa que se interponga en el camino de que tu niño pueda dormir, gatear o jugar cómodamente.

Semana 24 de tu bebé

El cuidado de un niño es, simplemente, agotador. La comida en exceso puede causar somnolencia, así que trata de comer comidas y bocadillos ligeros y nutritivos. Éstos son algunos consejos útiles:

No te saltes el desayuno. Tentador, aunque puede ser tentador saltarse la comida de la mañana cuando no tienes tiempo, tu cuerpo necesita para abastecerse de combustible después de una noche de sueño - especialmente una noche sin dormir! Proteínas como los huevos y los carbohidratos de combustión lenta con el hierro, tales como harina de avena, nueces y pasas te darán energía para toda la mañana.

Subir a la pirámide de los alimentos. Apúntate diariamente 2 1/2 tazas de verduras y 1 1/2 a 2 tazas de fruta recomendadas para las mujeres en edad fértil. Mantén las crudités (verduras cortadas finas) listas para comer en el refrigerador. Añade verduras en cubitos a os guisos. Las frutas pueden tomarse también secas, congeladas o enlatadas - todas son saludables. Hazte batidos de frutas frescas o congeladas, zumos de fruta y yogur.

No te alimentes de comida basura. Después de un arranque de energía, patatas fritas y los dulces pueden hacer que te sientas más lenta que antes. Busca otros nutritivos de alta energía alternativos tales como almendras, yogurt y barritas. Compra una mezcla de frutos secos preparados o confecciona tu propia mezcla con frutos secos, pasas, semillas de girasol o de calabaza, nueces y coco rallado o trocitos de chocolate.

Semana 24 de tu bebé

Cuenta los carbohidratos. Los carbohidratos han recibido mala publicidad en los últimos años - pero son una gran fuente de energía y buenas para tu salud si las comes en porciones moderadas.

Bebidas saludables. Recuerda que debes permanecer hidratada bebiendo mucha agua. Los zumos de frutas, refrescos, bebidas de café, y bebidas energéticas no pueden ser tan recomendables, ten cuidado con el azúcar, y recuerda que las bebidas con cafeína pueden hacer que te deshidrates.

Preguntas acerca de: Asma

¿Qué es el asma?

El asma, la más común enfermedad crónica grave entre los niños, es una inflamación y estrechamiento de las vías respiratorias que causa dificultad para respirar. (A menudo el término "asma" se utiliza para describir los síntomas de sibilancias, no su causa o su duración), los alergenos al polen, a las esporas de moho, a la caspa de animales y a los contaminantes; las vías respiratorias (incluyendo el humo del cigarrillo y los gases de la pintura); infecciones respiratorias virales, y de vez en cuando el ejercicio o la inhalación de aire frío pueden provocar un ataque asmático. Aunque el asma puede ser un problema de salud grave y crónica, con un manejo cuidadoso la mayoría de los niños con asma pueden llevar una vida normal y activa. Su severidad generalmente disminuye a medida que el niño crece y amplia las vías respiratorias.

¿Cuáles son algunas señales de que mi niño puede tener asma?

Tu niño puede tener asma si tose mucho (sobre todo de noche) o si tiene alergias, eccemas, o con antecedentes familiares de estos síntomas. Los posibles signos de un ataque incluyen respiración rápida, tos persistente, silbido o gruñidos al exhalar, fatiga, y la piel que se vuelve azul.

Si piensas que tu niño está teniendo un ataque de asma o dificultad para respirar - sobre todo si se está tirando de su cuello, las costillas, o en el abdomen al inhalar o gruñidos cuando exhala - llama inmediatamente urgencias. También debes buscar ayuda de inmediato si sus labios o dedos se vuelven azules o si actúa con letargo, agitado o confuso.

Es común que un resfriado descubra la tendencia de un niño a las sibilancias, la tos nocturna crónica más común indica que el asma es subyacente. Llama al médico de tu niño tiene dificultad para dormir debido a las sibilancias, la tos o la dificultad para respirar.

¿Qué debo hacer si mi bebé tiene asma?

Si el diagnóstico es asma, el pediatra te comentará las muchas formas en las que se puede afrontar este problema. Juntos, podéis averiguar qué situaciones pueden desencadenar ataques de asma-tal vez las enfermedades respiratorias o algo del medio ambiente, como los alérgenos o el humo del cigarrillo. Puede ser útil tratar de usar un vaporizador de agua fría y elevar la cabeza del bebé y el cuello en 30 grados o más mientras duerme (por acuñar algo bajo el colchón de la cuna o una sillita). Las pruebas de alergia también puede ser útiles. Deberías considerar la eliminación de alfombras, cortinas y muñecos de peluche en la habitación del niño para disminuir el polvo y su exposición éste. Deberás informar a los médicos de tu bebé sobre su asma y su tratamiento. El tratamiento médico incluye inhaladores broncodilatadores para abrir las vías respiratorias, medicamentos anti-inflamatorios para disminuir la inflamación de las vías, los antibióticos si hay una infección secundaria que subyace a un ataque, y la identificación y evitación de desencadenantes alérgicos.

Información

Conoce mes a mes los cambios de tu hijo, su alimentación, aprendizaje, salud... Queremos ser una guía especialmente para las mamás primerizas. Descubre todos nuestros consejos para las mamás. En estos momentos todo es nuevo para ti, así que esperamos servirte de guía en estos momentos tan felices de tu vida. Tener un hijo es lo mejor del mundo y por eso queremos estar contigo en esta etapa tan importante.En esta sección explicaremos mes a mes los cambios de tu niño, su alimentación, aprendizaje, salud... Queremos ser una guía especialmente para las mamás primerizas.

Tu bebé ya tiene 6 meses seguro que sigues teniendo dudas o necesitas consejos para saber qué debes hacer. Queremos ser tu guía en este nuevo camino. En esta web queremos ayudamos ayudarte a resolver todas las dudas que te puedan surgir y te informamos de los cambios que se están produciendo en tu pequeño.