El estrés y la fertilidad

El estrés puede interferir en la concepción. Eso es porque el estrés puede afectar el funcionamiento del eje hipotálamo - una glándula en el cerebro que regula el apetito y las emociones, así como las hormonas que le indican a los ovarios que liberen óvulos. Si estás estresada, puedes ovular más tarde en tu ciclo o no. Así que si estás teniendo relaciones sexuales solamente alrededor del día 14, pensando que estás a punto de ovular, es posible que pierdas la oportunidad de concebir.

El estrés y la fertilidad

Es importante diferenciar entre el estrés constante y el repentino. El cuerpo se aclimata a menudo a los esfuerzos constantes de todos los días, por lo que es probable que la ovulación también lo han. Un esfuerzo repentino puede ser - una muerte en la familia, un accidente, un divorcio - que puede cortar tu ciclo e interferir con la ovulación.

Por supuesto, esto varía de mujer a mujer. Algunas mujeres encuentran que incluso un viaje fuera de la ciudad puede retrasar la ovulación. Otras han encontrado que un incidente grave y traumático no tuvo impacto alguno en su ciclo.

También es importante recordar que el estrés no es sólo una reacción a algo negativo. El estrés positivo también puede afectar a tu ciclo, como ovular más tarde. Las novias a menudo sufren ciclos extraños porque están felices y estresadas por sus bodas. No importa que la causa del estrés sea bueno -igualmente puede afectar la ovulación.

Si usted estás tratando de quedarte embarazada y estás bajo estrés, tu flujo vaginal puede darte un aviso de que algo anda mal. Cuando se acerca la ovulación expulsas flujo cervical, su sufres estrés es posible que los días que deberías tener más fujo se intercalen con días secos. Es como si tu cuerpo estuviera tratando de ovular, pero la tensión lo retrasa.

El estrés y la fertilidad

También puedes comprovar la ovulación por la temperatura basal del cuerpo, ya que aumenta un día después de la misma con una duración de unos 12 a 16 días aproximadamente.

La buena noticia es que la ovulación retardada, simplemente se alarga el ciclo completo. No se acorta la fase lútea - por lo general dura de 12 a 16 días después de la ovulación hasta el comienzo de tu próximo período menstrual. Esto es importante porque una fase lútea corta se ha relacionado con principios de aborto involuntario.

Así, mientras que el estrés puede afectar cuando ovulas, no necesariamente tiene que ser así, también hay posibilidades de un embarazo exitoso, siempre y cuando sepas cómo identificar cuando va a comenzar tu ovulación por tu flujo vaginal.